miércoles, 22 de febrero de 2017

Cochinillo asado (sin gluten/sin lactosa)

El cochinillo es un plato típico de asado castellano que triunfa durante la Navidad. A nosotros nos encanta y lo preparamos durante todo el año porque es sencillo de hacer y está muy bien de precio. La carne es suave y poco grasa. La mezcla de la textura crujiente y tostada de su piel, con una carne jugosa, hace que sea un éxito en la mesa.


Ingredientes para 6 personas:

1/2 cochinillo/Lechón 
Aceite de oliva virgen
Sal
1/2 vaso de agua 
Hojas de melisa o de alguna hierba aromática

La tradición dice que los únicos ingredientes del cochinillo segoviano deben ser el agua y la sal y yo lo preparo así. La clave para hacerlo bien es cocinarlo de forma lenta para lograr que la carne quede bien tierna, pero además quede crujiente por fuera.

Comenzaremos pinchando la piel del cochinillo para que no se nos formen burbujas a la hora de asarlo y precalentamos el horno a 180ºUntamos con aceite de oliva virgen la fuente de horno y ponemos un poco de sal, repetimos la misma operación con el cochinillo. Lo ponemos en la fuente dentro del horno con la piel hacia arriba y vertemos el 1/2 vaso de agua, en este momento bajamos el horno a 150º y ponemos calor arriba y abajo en una altura media (yo no uso aire caliente evitar secar la carne).

*TruKo: yo suelo poner en la bandeja del horno una hojas de melisa para que no huela tan fuerte a cochinillo mientras se está haciendo.

Lo tendremos durante 1 hora y 15/30 min. sin darle la vuelta. Cada 20 min regamos un poco el cochinillo con el caldo y listo.  Para conseguir que quede crujiente lo que hacemos es subir la temperatura a 200º durante los últimos 15 min. 

Una vez esté terminado no echéis el jugo por encima de la piel porque sino dejará de estar crujiente.